12 sept. 2016

Guia de viaje Costa Este USA: Primeros días en Nueva York

Empezamos el diario de nuestro viaje por la Costa Este de los Estados Unidos que hicimos durante 22 días este verano, el itinerario podéis encontrarlo aquí así como algunos consejos para preparar este alucinante viaje aquí. 


El vuelo lo cogimos desde Málaga a Nueva York y en la ciudad que nunca duerme pasamos nuestros primeros 5 días. Yo ya conocía esta ciudad pero Dani no, así que fusionamos cosas que no te puedes perder en Nueva York con algunas curiosidades, muchos paseos y cosillas diferentes.

Día 0: Sevilla-Málaga-Nueva York / Newark- Penn Station- Harlem (apartamento) Cenamos un wrap en el deli de enfrente para empezar a saborear la ciudad y descansar para los días que nos esperaban!

Día 1: Central Park/ 5th Avenida/ Brooklyn/ Harlem

Aunque en NYC lo normal es moverse en metro el primer día nos apetecía pasear e ir haciéndonos a la "city". Salimos de nuestro apartamento y paramos a desayunar en Dunkin Donuts, pronto llegamos al norte de Central Park y nos adentramos para explorarlo e ir bajando hacía el sur.
Central Park es absolutamente espectacular, tiene zonas verdes amplias para tirarte y relajarte pero también senderos para hacer "caminatas" y creer que estás en una auténtica selva.
Paseamos y vimos gente en bici, corriendo y paseando, el museo Metropolitano, el gran lago y mucho más.

Nos tomamos un zumo de frutas natural de uno de los carritos que encontramos por allí y cuando nos dimos cuenta llegamos al final del parque! Ya estábamos viendo el famoso Hotel Plaza, la tienda Apple y la 5th Avenida en todo su esplendor!

Entramos en el Plaza para echar un vistazo y seguimos la quinta para ver Tiffanys, las tiendas de lujo y llegar hasta el Empire State Building, la impresionante Biblioteca Pública y Bryan Park.
La quinta está siempre llena de gentes que van de un lado a otro corriendo, comprando y turistas mirando hacia todas partes.

Después de hacer algunas fotos y disfrutar del ambiente llegamos a Times Square donde cómo siempre en este punto nos quedamos anodadados y alucinados con las pantallas, los anuncios publicitarios y todas las imágenes que te apabullan allí.

Comimos en una pizzería de las que venden en porciones allí, riquísimas y enormes! Y entramos en tiendas como la Disney store y la de m&ms.

Cogimos el metro y nos fuimos a Brooklyn a ver el barrio Dumbo y las vistas de los alucinantes puentes, el de Manhattan y el de Brooklyn, paseamos y nos sentamos en el Brooklyn Bridge Park, lleno de banquitos y mesas para sentarse a descansar, leer o charlar mientras disfrutas de las impresionantes vistas y poder sacar fotones!

Cogimos el metro de vuelta a Harlem y disfrutamos de algunas cervezas artesanas en algunas de las terrazas tan agradables y molonas que hay por allí. Harlem tiene un rollo muy chulo, música en directo, jazz y blues...

Estuve mirando nuestra guía para ver dónde podríamos cenar, nos apetecía algún sitio típico y único en la ciudad, y lo encontramos! El sitio, además muy cerca de nuestro apartamento se llama Amy Ruth's y es típica comida sureña. Cenamos pollo frito, patatas cajun y algunas delicias por el estilo ¡y nos encantó!


Día 2: Downtown/ Staten Island / Little Italy/ Chinatown/ Soho/ East and West Village

Desayunamos en Amy Ruth's de nuevo porque ponían el día anterior vimos que también estaban especializados en waffles. El desayuno fue increíble, los waffles los ponían con plátano, sirope de arce, mermelada y lo que quisieras. También servían huevos, tostadas y lo que quisieras. Lo que más me sorprendió es que había gente desayunando waffles con pollo frito y costillas....

Cogimos de nuevo el metro ya con la barriga llena y fuimos para el downtown o distrito financiero. Tocaba ver Wall Street, buscar al famoso toro y ver el puerto. Esta zona me gusta menos, aunque es la más antigua de la ciudad y las iglesias Trinity church and St. Paul church son preciosas y merece la pena ver el contraste de los super rascacielos con estas pequeñas iglesias la zona tiene menos encanto que otras de la ciudad.

Después cogimos el ferry a Staten Island, sale cada media hora y es completamente gratuito. Desde mi punto de vista es algo que hay que hacer si o sí en Nueva York, ya que las vistas de la Estatua de la Libertad son increíbles y Staten Island merece la pena un vistazo. También tiene playas si te apetece descansar un rato o bañarte.
Cogimos allí el bus 78 y dimos una buena vuelta por la isla.



Cuando estábamos de vuelta en Manhattan era algo tarde para almorzar, pero las cocinas allí suelen estar abiertas ininterrumpidamente todo el día, así que no suele haber problemas por los horarios. Encontramos un sitio que nos llamó la atención y luego nos enteramos que también era famoso en la ciudad. El sitio en cuestión es Sylvia's, un local de comida cubana increeeeíble!!! Tomamos pollo con frijoles, arroz y demás, de beber nos pusieron batidos de frutas tropicales, ácidos y riquísimos.

Su os gustan los comics justo al lado hay na tienda super chula donde comprar camisetas, muñequitos, comics o lo que quieras, todo super molón!

Después de haber recargado las pilas con la comida andamos hacía Little Italy, pasando por el Ayuntamiento primero, pasamos por allí y llegamos a ChinaTown, que estuvimos explorando un poco y flipando con sus tiendas, sus gentes y sus costumbres.

Cerca de Chinatown hay un edificio con una estatua de Lenin en el tejado que queríamos ver porque es una auténtica curiosidad y allí nos acercamos. Después seguimos hacía el Soho y el West Village (mi zona favorita de Nueva York), llena de tiendas alucinantes, de pubs y bares y donde las calles son estrechas sin tanto tráfico y llenas de árboles.
Paramos a hacer un alto en Washington Park y a fumarnos un cigarro (algo que no pudimos hacer porque nos enteramos que en NY está prohibido fumar en todos los parques).

Después del parque tiramos para el apartamento para descansar, ¡estábamos muertos de los últimos dos días!

Día 3: Harlem y Columbia University/ Top of the Rock/ Musical

Cuando nos levantamos el tercer día nos dimos cuenta que teniendo el apartamento en Harlem aun no lo habíamos explorado y había algunas cosas importantes que ver. El teatro Apollo, St. Johns Cathedral y la Universidad de Columbia, que nos encantó y pudimos ver de primera mano cómo son los enromes campus universitarios de USA. Pudimos entrar en algunos edificios pero no en la biblioteca, que permitía el acceso sólo a estudiantes.

En Columbia cogimos un bus para probar y entendimos por qué en NY nadie coge el bus, de hecho estaba lleno de jubilados, que no tienen prisa ninguna! Nosotros tampoco la teníamos pero nos desesperamos, debido al tráfico, a los semáforos y a que hay una parada cada 50 metros a los 15 minutos nos bajamos y nos dimos el paseo hasta otro de los edificios históricos de la ciudad: El Chelsea Hotel.
A mi marido le habían recomendado un sitio llamado Five Guys del que yo nunca había oído nada peor que según aprendí es muy conocido en el país y dicen que son las mejores hamburguesas que puedes encontrar en la ciudad.
Esto es muy relativo y probablemente con la cantidad de restaurantes que hay en la ciudad no sean las mejores, pero si os puedo decir que son de las mejores que he probado. Increíbles!

El sitio tiene el rollo comida rápida, te sirven las hamburguesas en papel de plata y los refrescos en vasos como los de cualquier fast food, sin embargo la carne es de una calidad fantástica, el bacon viene bien crujiente y las patatas las cortas y fríen allí (con piel) y tienen un sabor muy casero.
Nos comimos las hamburguesas en una zona con mesas que hay cerca del Top of the Rock y echamos un rato fantástico con estas fantásticas hamburguesas!
En el Five Guys tienen unas máquinas para elegir bebidas con más de 100 opciones!!! Cogí minute maid de frambuesa light!

Después de la parada fuimos de nuevo a Times Square para ponernos en las cola que se abre cada día para los musicales, donde venden entradas para esa misma noche a mitad de precio. Estuvimos casi 40 minutos pero mereció la pena. Compramos dos entradas para esa noche para ver El Fantasma de la Ópera en el teatro Majestic.

Subimos al Top of The Rock del Rockefeller Center a disfrutar de las maravillosas vistas. La última vez que estuve en New York subí al Empire y esta vez me apetecía cambiar, una de las razones era justamente para poder ver este edificio en todo su esplendor y lo recomiendo. Es mejor subir al Rockefeller para poder ver el Empire! Además tiene 3 niveles y terrazas diferentes, alucinante!
Después de esto fuimos a casa a descansar un rato y prepararnos para nuestra noche de musical!

Por la noche llegamos sin prisas al Teatro Majestic y aproveché antes de entrar para tomarme un perrito de caliente de uno de los carritos de la calle, son pequeños pero están riquísimos.

¡Qué puedo deciros del musical! Fue impresionante, el mejor montaje y probablemente interpretación que he visto nunca. No era mi primer musical, la primera vez que estuve en NY vi Chicago y en UK pude ver Dirty Dancing, en Madrid La Bella y la Bestia y en Sevilla Mecano y alguno que otro mñas secundario.
Este musical ha sido el que más me ha impresionado. El vestuario, la música, todo es realmente increíble y te deja todo el tiempo con la boca abierta, al final me emocioné mucho y eché alguna lagrimilla.

Día 4: Tiendas de la 5th/ Flatiron/ Central Station/ Met

Ya nos quedaba poco para dejar la city, este iba a ser nuestro último día completo ya que al día siguiente a las 12 teníamos que coger el coche de alquiler. Así que decidimos ir a algunas tiendas para ver si merecía la pena comprar regalos y ojear un poco. Las primeras fueron Macy's y Victoria Secret, tras un par de vueltas por cada unas nos fuimos con las manos vacías, el dollar está altísimo ahora mismo y no vimos nada interesante, así que seguimos investigando y fuimos a un par de edificios importantes que nos faltaban, uno era el increíble Flatiron (uno de mis favoritos!)  y también entramos, paseamos y fotografiamos la Estación Central. Antes de que nos diéramos cuenta era la hora de comer y repetimos hamburguesas, esta vez de otro sitio recomendado, el Shake and Shack. También tiene rollo sitio de comida rápida aunque la decoración es más molona, tipo mesas de madera y tal, más cuidado. Al igual que Five Guys no era barato pero toda la carne y los productos se supone que son orgánicos y de muy buena calidad. El local al que fuimos (hay muchos) estaba cerca de Central Park y como estaba lleno cogimos las bolsas y nos fuimos al parque a hacer picnic, una cosa que os recomiendo hacer en NY sí o sí!

La tarde de nuestro último día la dedicamos a ver y disfrutar el MET, el museo (desde mi punto de vista) más completo e impresionante de la ciudad. No sólo por las obras de arte sino por el edificio en si. Da para unas cuantas horas y tiene secciones tan diferentes como la noche y el día, así que os recomiendo elegir antes de entrar. Nosotros estuvimos en Grecia, Roma, Medieval, Pintura Europea y la zona de Asia aunque no entera...¡imposible verlo todo!
Por cierto, si queréis comprar souvenirs y cosas de recuerdo delante del Met es donde estaban los souvenirs más baratos que encontramos en la ciudad, nos compramos varios cuadros con marcos y todo por 7 u 8 dólares y muchos imanes y cositas de este tipo.


Día 5: Recogida del coche y rumbo a Washington!

Nos despedimos de Nueva York (no sin problemas por las obras del metro para poder llegar a Queens!) y cogimos el coche que nos acompañaría el resto del viaje. Nos vamos camino de Washington!!!

Y esto lo dejo para el siguiente post!

¿y vosotros habéis estado en Nueva York? ¿Pensáis que me he dejado muchas cosas? Recomendad y contadme vuestra experiencia!

Y como siempre, si os ha gustado el post, ¡compartid!




Publicar un comentario